North American Railways – 2 a 5 jugadores (Partidas – 4)

Juego de mecánicas sencillas en el que encarnamos a inversores que planean desarrollar compañías de trenes, se explica rápido y se juega en 45 minutos + 10 de explicación.

Se divide en tres fases, compra de acciones, desarrollo de las compañías y reparto de dividendos, como en la mayoría de este tipo de juegos gana el que más dinero tiene al final de la partida.

En las primeras partidas se ha hecho ligero de jugar aunque no exento de cierta estrategia, es un euro medio/ligero para esos momentos en los que tienes poco tiempo y no quieres tirar de los filler o partys de turno.

Se parece a:

Chicago express
American Rails

Se podría decir que es una versión ligera de estos dos.

A favor:

Rápido de jugar y con chicha.
Se explica en 10 minutos y se monta rápido.

Contra:

Excesivamente caro para los componentes que trae, ronda los 35 €.
Austero y poco atractivo a la vista.

Opinión:

Funciona bastante bien en estas primeras partidas, habrá que ver como va evolucionando con las próximas. Tiene muchas posibilidades de ser un juego fácil de salir a mesa, estratégico y con cierta dosis de negociación.

Nota con 4 partidas: 7

Kodama – 2 a 5 jugadores (Partidas – 2)

En este juego encarnamos a espíritus del bosque que quieren hacer de sus parajes lugares bonitos y encantadores.
Esta es la temática que esconde un juego abstracto con mecánica de colocación de cartas que ejercen de losetas, en el que tenemos que conseguir que nuestro árbol crezca de la manera mas coherente posible. Para esto tendremos que conectar los elementos que vienen dibujados en las ramas que vayamos añadiendo a nuestro árbol.
Unas cartas de evento y unas habilidades especiales de nuestros espíritus del bosque añadirán un toque más interesante al juego.

Se parece a:

Reimplementación del Kigi.
Cierto aire a juegos de colocación de losetas tipo Gardens.

A favor:

Un juego muy sencillo y familiar.
Estéticamente es muy bonito, sobre todo para los mas pequeños.

Contra:

Muy dependiente del idioma, cartas de evento y cartas de habilidades de los espíritus.
No aporta nada nuevo, en cambio empeora cosas de juegos de su estilo.

Opinión:

Kodama es un juego que prometía cosas interesantes para los pequeños de la casa y para aquellos jugones que buscan juegos sencillos y alegres de jugar, pero se quedo en eso, una promesa.

Tiene dos fallos muy importantes, es un juego familiar enfocado a los peques (o eso debería), pero con mucha dependencia del idioma, tiene cartas de evento y de habilidades con un texto de mediana comprensión, esto coarta mucho su mercado e incluso aunque se publicara en español, no tiene un texto ligero y de lectura rápida, impedimento para los niños, propensos a aburrirse, si no les das algo rápido.

El otro fallo considerable se encuentra en la elección de cartas en vez de losetas, esto es un añadido a favor para la formación de los arboles, pero un impedimento si queremos conseguir que se mantengan quietos, sobre todo con lo activos que suelen ser los niños.

En definitiva Kodama es un juego bonito, fácil de jugar (si no fuera por las cartas), pero al que le falta una vuelta de tuerca si queremos que sea un familiar notable.

Nota con 2 partidas: 5

Batalla por el Olimpo – 2 jugadores (Partidas – 9)

Los dioses se enfrentan en una batalla épica por un asiento en el Olimpo, algunos huyen de la guerra, otros utilizaran a guerreros semidioses y batallones enteros para su propio bien.

Ya tenemos tema para una confrontación en este juego de cartas al estilo clásico. La mecánica es muy sencilla, tenemos una mano de cartas con doble función, la primera sera como parte de nuestras tropas a la hora de combatir y la segunda como pago para bajar cartas mas potentes.

Una vez vayamos bajando cartas las utilizaremos para golpear a las tropas rivales o para golpear directamente a nuestro contrincante, añadiendo alguna posibilidad más como ganar tokens o la posibilidad de robar más cartas a la hora de reponer el mazo.

Mecánica simple para un intercambio de golpes alegre y ligero.

Se parece a:

Mecánicas muchos mas sencillas que un Ashes pero con cierto aire.
Si eliminamos la parte de deckbuilding, seria similar al Cthulhu Realms.

A favor:

Enfrentamiento puro y duro con los añadidos suficientes para darle interés.
Golpes, golpes y más golpes en 30 minutos.

Contra:

Cualquier juego de cartas tiene cierto azar, pero en este caso es excesivo, a veces determinante.
Los materiales de las cartas son de mirar y no tocar.

Opinión:

Batalla por el Olimpo nos presenta un juego sin tapujos, darnos golpes hasta la extenuación en unas mecánicas muy sencillas fáciles de pillar y en el que pocas veces jugaras una única partida.

Tener un juego de este tipo en nuestra colección siempre es interesante, por lo facil que es sacarlo a mesa y por lo que nos puede aportar, no hay que pensar mucho para darse de golpes ¿No? Esto no quiere decir que el juego no tenga cierta dosis de táctica, la tiene, pero no es excesiva, lo justo para que sea interesante y no se vuelva tedioso.

En contra, el azar, como se conforma nuestra mano es extremadamente azaroso, hasta tal punto de que podemos llegar a perder una partida con poco que hacer por robar cartas con nula utilidad para el momento.

Más pros que contras, si no os importa este elevado azar, es un buen juego por un precio más que razonable.

Nota con 9 partidas: 6,5

Déjanos tu opinión, ¡La valoramos mucho!